En verano forman parte de la llamada dieta atlántica con todos los beneficios de los pescados azules, además de ser considerada una delicia para el paladar

 

En la estación veraniega el paladar se decanta más que nunca por los alimentos ligeros y refrescantes. En la denominada dieta atlántica, los pescados azules son los más destacados y la anchoa uno de los más aplaudidos por los clientes. Este producto dispone, como refleja Montes de Galicia en un estudio, de grandes propiedades y beneficios para la salud.

1. La anchoa es un pescado azul perteneciente a la familia Engraulidae, conocida también con el nombre de boquerón, anchoveta o bocarte.

2. Es el producto obtenido tras el tratamiento en salazón del boquerón, aunque en el norte y centro de la península se utilizan los dos términos indistintamente para llamar a este pescado, sea fresco o en conserva.

3. La carne de la anchoa tiene un sabor fuerte y aromático, siendo muy rica en proteínas. A su vez, contiene un 12% de grasa con todos los beneficios de los pescados azules.

4. Las anchoas cuentan con proteínas de gran valor biológico y alimenticio, que desde el punto de vista de la calidad, juegan un papel muy importante, ya que poseen la particularidad de disminuir las grasas de la sangre, principalmente el colesterol.

5. Su carne apenas contiene hidratos de carbono y almacena hierro, sodio, potasio, fósforo, calcio y vitamina A y B.

6. Tienen un papel destacado en la prevención de enfermedades cardiovasculares, ya que evitan la agregación de plaquetas a las paredes de los vasos.

7. Mejoran la calidad visual gracias al alto contenido en vitamina A que poseen.

8. La anchoa se suele preparar en salazón y se conserva en aceite; formando parte de numerosos platos como las ensaladas, las salsas o las pizzas.