“Normal, introvertido, muy sensible y con ganas de crecer como persona y como profesional”. Así se declara el cocinero de Baluarte (Soria) Óscar García, que todavía celebra con su equipo el reconocimento de la estrella Michelín que se recogerá en la guía de 2017.

Su cocina se caracteriza por el alma que le ponen y asegura que el secreto está en el producto que utilizan, siempre de Soria.
Recuerda con mucho cariño ‘su primera creación’, el restaurante familiar que abrió con su hermano en Vinuesa y remomora con orgullo la apuesta que entonces hicieron por el mundo de las setas, cuando entonces era prácticamente desconocido.

En la entrevista que publica El Norte de Castilla, Óscar García se muestra orgulloso de su equipo en la cocina y dispuesto a seguir luchando en esta profesión.