El embajador soriano gana terreno en las reuniones estivales, con las brasas como protagonistas

 

Si hay un evento que reúne a familiares y amigos en tiempo estival es la barbacoa. Un encuentro para compartir y pasar un buen día o una tarde y donde no puede faltar una buena parrilla, unas perfectas brasas y un producto gastronómico de primera calidad, es decir, una buena carne, unas frescas verduras, sin olvidarnos de una animada música.

Este año, el Torrezno de Soria entra con fuerza para coronarse como el rey de las carnes de una barbacoa. La buena panceta de cerdo bien oreada, al pasar por las brasas se convierte en uno de los platos exquisitos de este evento con su corteza crujiente y dorada y una carne magra sabrosas y tierna. Al rey debe acompañarle un buen ejército de carnes: chorizos, morcillas, hamburguesas, chuletones y carnes magras.

Otra de las claves para lograr una barbacoa perfecta es las brasas de carbón, si se quiere puede usarse leña o sarmientos, pero sean unas u otras deben de estar bien mimadas. Tiempo es lo que se necesita para que las carnes en la barbacoa queden perfectas. Hacer las carnes a la brasa tiene su truco, nunca poner la parrilla de carne cuando el fuego esté alto sino que hay que iniciar el proceso de braseado cuando las brasas están ya maduras, es decir, calientes y grisáceas. Si ponemos la parrilla con la carne antes se nos chamuscará y si la ponemos muy tarde tardará en hacerse la carne más de lo debido.

El Torrezno de Soria como el resto de la carne debe estar bien oreado para que se ase de forma correcta. El orden de asado es importante. Lo primero es iniciar el asado de los chorizos y el Torrezno de Soria. Para un buen preparado de la panceta Torrezno de Soria debemos de iniciar primero poniendo la corteza boca abajo para que el calor vaya haciendo crujiente la corteza y tome ese color dorado. Tras ello iremos volteando la panceta para que carne magra vaya haciéndose poco a poco y quede sabrosa y con la perfecta textura.

Tras ellos podemos poner las morcillas, piezas de carne de pollo y los pinchos morunos y chuletones al final. Y no puede faltar una buena fuente de ensaladas y las verduras a la brasa. Algunos ejemplos: calabacines, berenjenas, tomates, pimientos, espárragos verdes, incluso cebolletas. Perfectos acompañantes para ese Torrezno de Soria y esas carnes a la brasa

Todo listo para que las fiestas y barbacoas estivales sean perfectas. Para ello Embutidos Moreno Sáez oferta empaquetados de 230 gr. y de 450 gr. de panceta precocinado con marca de Garantía Torrezno de Soria para que salgan perfectos y se conviertan en el gran rey de las barbacoas, por si presencia indiscutible y su gran sabor.

“Queremos dar un paso más. Poco a poco el Torrezno de Soria está llegando a tiendas gourmet, grandes restaurantes y se ha consolidado como un producto selecto. Ahora queremos acercarlo a las casas y que mejor momento que en verano con las barbacoas. El regalo perfecto, el aperitivo o acompañamiento perfecto de nuestras celebraciones o platos caseros. Queremos que el Torrezno de Soria se convierta en el verdadero rey de estas citas de amigos y familiares durante este verano”, explica Samuel Moreno, gerente de la empresa Embutidos Moreno Sáez.