Ambos gobiernos se reúnen tras los incidentes que se producen desde hace más de un año en el país galo en contra el vino español

 

Los gobiernos de España y Francia se han reunido esta semana para analizar las relaciones en el sector del vino entre ambos países. En la reunión han participado representantes de las dos administraciones mencionadas, como de los sectores vitivinícolas de ambos estados.

Se abordó especialmente la situación creada por los incidentes que se vienen produciendo desde hace más de un año en Francia en contra del vino español, “con el objetivo de buscar soluciones y evitar que estos incidentes se repitan en el futuro”. Como respuesta a la preocupación española, las autoridades francesas han informado de las distintas actuaciones que se han realizado en estos últimos meses. Autoridades y profesionales franceses han mostrado su total rechazo a estos incidentes.

Durante la reunión se ha constatado la conveniencia de intensificar las relaciones entre Administraciones y profesionales de ambos países, acordándose la puesta en marcha de un Comité Mixto franco español del sector vitivinícola que, al igual que el creado en frutas y hortalizas, constituya un marco de encuentro para que, analizando la problemática del sector del vino conjuntamente, la vitivinicultura de ambos países salga beneficiada.

Con este ánimo, se ha convenido la celebración de la primera reunión constitutiva del Comité Mixto en el mes de julio en París, con el fin de perfilar detalladamente los objetivos, funcionamiento y composición de dicho Comité.