Los interesados pueden disfrutar de esta carne de buey en el nuevo asador de Santa Rosalía en el municipio de Vizmalo, además de acercarse a la cría de este animal

 

La carne de la raza Wagyu, de origen japonés, es una de las más selectas del mundo. Enamorado de estos animales, hace ya más de quince años, Patxi Garmendia se emprendió en la tarea de importar sementales puros y embriones llegando a conseguir, tras mucho esfuerzo, una genética propia basada en una selección de animales de las líneas wagyu más puras, los wagyus de Santa Rosalía.

Dentro de esta apuesta por el wagyu, Santa Rosalía acaba de abrir al público su Asador, ubicado dentro de la propia finca en Vizmalo (Burgos).

La apertura, realizada el pasado sábado 24 de junio, incluye además del asador, visitas guiadas donde se podrán ver los wagyus, el viñedo y huerto ecológicos, la bodega, las encinas con trufa… y un sinfín más de sorpresas, explican desde el nuevo recinto burgalés.

El restaurante-asador cuenta con su propio huerto ecológico para surtirse de verduras y hortalizas. Además, la estrella del menú, la carne de Wagyu, se prepara en una parrilla sin humo, que aporta la guinda del pastel a la que es denominada como «la carne más exquisita del mundo».

Las visitas a la finca, que se pueden reservar ya, empezarán a lo largo del mes de julio e incluirán catas de los vinos ecológicos elaborados en la bodega de la propia Finca Santa Rosalía.

Para más información, los interesados pueden dirigirse a reservas@fincasantarosalia.com o a la web de Finca Santa Rosalía.