Alemania, Reino Unido, Suiza e Irlanda importaron menos vino en los primeros tres meses de 2017

 

Estos cuatro mercados europeos redujeron el volumen de vino importado, un 4% Alemania y Suiza y en torno al 8% Reino Unido e Irlanda.

Sin embargo, Reino Unido y Suiza aumentaron a buen ritmo su inversión al subir bastante de precio, en el caso del país británico con fuertes subidas en todas las categorías de vinos, quizás por un tipo de cambio desfavorable para la libra esterlina.

Alemania, primer comprador mundial con algo más de 338 millones de litros, redujo sus compras sobre todo por la mala marcha del vino envasado, protagonista también de la caída global en Irlanda y Reino Unido, si bien el país británico gastó alrededor de un 10% más en todos los vinos: espumosos, envasados y graneles. Por su parte, el granel fue el que peor evolucionó en Suiza.

Irlanda fue el único de los cuatro que aumentó sus importaciones de vino español, a precios algo más bajos, con fuertes subidas de precio en los tres restantes que hicieron que la caída fuera menor en términos de valor que de volumen.

No obstante, destaca el extraordinario desarrollo del vino espumoso español en Alemania, donde ya supera al italiano y al francés como primer espumoso importado en volumen tras crecer por encima del 50%.